KURSK 1943 – Roman Töppel. Disquisiciones estratégicas

Con las pérdidas irreemplazables de las grandes campañas de 1941 y 1942 y las severas derrotas de principios de 1943 en mente, al mando alemán le tocaba enfrentarse a la cuestión de qué estrategia seguir en el Este o, más bien, de cuál se podría seguir.¿Debería la Wehrmacht atacar tan pronto como pudiera en primavera de 1943, adelantándose a la ofensiva soviética y mantener así la iniciativa?
Esta opción tendría la ventaja de que podrían determinar el Schwerpunkt o centro de gravedad. ¿O sería mejor mantenerse a la defensiva y esperar a que el Ejército Rojo atacase? Una vez detenido el ataque soviético y con el enemigo agotado, la Wehrmacht lanzaría una contraofensiva que llevaría al enemigo más allá de sus posiciones de partida. Manstein y otros militares alemanes llamaron a este segundo concepto Schlagen aus der Nachhand (dejar al enemigo la iniciativa permaneciendo a la defensiva para luego contraatacar). El Ejército Rojo había aplicado este enfoque en noviembre de 1942 en Stalingrado. Manstein lo adoptó en febrero/marzo de 1943, cuando interceptó la ofensiva de invierno de los soviéticos en Járkov, los aisló y eliminó. Este mismo enfoque, Schlag aus der Nachhand, es el que Manstein tenía en mente para la primavera y verano de 1943, pero a lo grande.
Esta entrada ha sido publicada en Kursk 1943 y etiquetada como , , , , . Guarda el enlace permanente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.